Trending

Dile adiós al balayage: peluquera revela las mechas más naturales para disimular las canas

Las mechas espiga son la solución para disimular las canas y rejuvenecer el rostro

Dile adiós al balayage: peluquera revela las mechas más naturales para disimular las canas

Con la pandemia del Covid, las canas aparecieron y terminaron por apoderarse de la tendencia. Ya no son motivo para avergonzarse o que haya que ocultar.

Aunque eso no significa que todas nos veamos favorecidas con ellas, especialmente cuando se trata de solo algunos cabellos grisáceos repartidos de forma irregular por la melena.

En esos casos, técnicas como la del balayage invertido o las mechas espiga –su alternativa más actual–, son ideales para integrar las canas en la melena con toda naturalidad.

Recomendados

Se conoce como mechas espiga o “herringbone highlights”, al tipo de mecha con color que se aplica en varios tonos con un patrón con forma de espiga en el que finas secciones de cabello se entrecruzan de forma escalonada para un acabado difuminado que integre los cabellos grises de forma natural.

La idea es tener que evitar las visitas frecuentes a las que obliga el tinte para ocultar las raíces, con un trabajo muy preciso de mechas multitono que crean multitud de matices en la melena. Así, distinguir las canas es mucho más complicado.

Mechas espiga rubio dorado

Son las mechas que más rejuvenecen y que combinan a la perfección con los cabellos blancos, que servirán para aportar matices iluminados a la melena. El color oscuro de base sirve para dar profundidad y por eso se difumina en las raíces para crear una transición suave que permita un bajo mantenimiento.

Mechas espiga en pelo castaño

En pelo castaño se puede jugar con tonos rubios como el dorado, el miel o el caramelo, y marrones como el avellana o el chocolate con leche para crear matices en los que se integren naturalmente las canas.

Mechas espiga rubio ceniza

El rubio ceniza es el que mejor se integra con los cabellos decolorados por la edad. Es un rubio apagado con un ligero matiz frío, que se puede combinar con bases castañas claras y rubias oscuras para conseguir ese acabado multitono.

Mechas espiga para morenas

Atrévete con unas mechas espiga en tono caramelo, vainilla y beige para que los cabellos grisáceos se confundan entre los matices. Si te aplican unas babylights sutiles en un tono medio y el resto de mechas se difuminan a la altura de las raíces. conseguirás un mantenimiento más cómodo.

Mechas espiga beige

Es un tono de rubio que puede funcionar muy bien en bases castañas, incluso con algunos destellos de rubio vainilla, para crear ese efecto multitono en el que se pierden los cabellos grisáceos.

Mechas espiga cálidas

En este caso, se trata de una melena castaña con reflejos cálidos que iluminan el cabello y crean matices, haciendo que las canas pasen totalmente desapercibidas.

Tags

Lo Último