Trending

Hombre ignora las críticas y celebra tomar el apellido de su esposa: “No quiero seguir cosas patriarcales”

Alastair Livesley es un hombre que tomó el apellido de su esposa Phoebe Tansley tras contraer matrimonio

Alastair Livesley es un hombre que tomó el apellido de su esposa Phoebe Tansley tras contraer matrimonio

El matrimonio tiene sus reglas muy estrictas, pero en la actualidad la sociedad ha presionado para suavizarlas y adaptarlas a los nuevos tiempos.

Entre esas reglas está que en algunas partes del mundo, la mujer tiene que cambiar su apellido por el del marido, pero poco a poco eso va cambiando y ya hay hombres en el mundo que han decidido adoptar el apellido de la esposa.

Es el caso de Alastair Livesley, un hombre que tomó el apellido de su esposa Phoebe Tansley tras contraer matrimonio.

Recomendados

“Un gran cambio ocurrió el mes pasado. ¡No solo me casé, también me convertí en el Sr. Tansley!”, anunció en Twitter junto a una foto de su boda.

Más de 3000 likes acumuló el tweet, algunos con buenos deseos y unos pocos con críticas. “Al tomar el apellido de mi esposa Phoebe, estoy orgulloso de ser uno de un pequeño pero creciente número de hombres que eligen invertir la tradición. Tomará meses, pero Twitter parece un lugar fácil para comenzar”, escribió en la red social.

No me siento diferente

Según el portal Upsocl, una de las razones es que Alastair quizo empatizar con su esposa, ya que ella perdió a sus padres a muy temprana edad y su apellido significaba mucho.

“Ella nunca quiso perder su apellido, era parte de su identidad”, explicó Al a Daily Mirror.

El hombre asegura que esa decisión no lo hace sentir diferente, “se siente como algo hermoso y positivo y me acerca a mi esposa y mi hija”.

“Tantas mujeres deben haberse casado y sintieron que tenían que cambiar su nombre, así que pensé, ¿por qué no iría un poco más allá? Es un gesto de amor y respeto por mi esposa. ‘Somos iguales y tu historia es tan importante como la mía’. Ese es el tono que queremos establecer para nuestro matrimonio”.

Criticó la antigua costumbre de que la mujer use el apellido del esposo. “Hay muchas cosas sobre el matrimonio que son inherentemente patriarcales, así que, si puedo retroceder un poco más, ¿por qué no lo haría?”.

“Me encantaría pensar que cuando nuestra hija sea mayor, podrá tomar sus propias decisiones. Se trata de cambiar ligeramente las cosas en esa dirección”, agregó.

Tags

Lo Último