Trending

3 cosas que debes sacar o cambiar de la habitación de los niños ya, según el feng shui

Sigue estos consejos para asegurar un correcto flujo de energía en el dormitorio de tus hijos.

La habitación de los niños se puede optimizar aplicando las reglas del feng shui

Uno de los espacios en los que debemos aplicar la filosofía del feng shui es el dormitorio de los niños. La disposición de elementos en las habitaciones de los pequeños debe ir allende a lo estético.

Los padres deben considerar también que el espacio sea apropiado para su desarrollo y permita un buen descanso. Por eso, se debe ajustar toda la zona para que haya un adecuado flujo de energía.

Así como también ahuyentar las vibraciones negativas que pudieran afectarlos en el futuro. Con el fin de lograr eso, no hace falta hacer grandes cambios sino apegarse a reglas básicas del feng shui.

Recomendados

Feng shui: las cosas a sacar o cambiar en el dormitorio de tus hijos

Si quieres organizar el espacio de acuerdo al sistema filosófico chino, puedes empezar sacando o cambiando 3 cosas en el cuarto de tus niños, según AD España. A continuación, te las presentamos.

Los aparatos electrónicos

La primera cosa que debes sacar de la habitación de los niños son los aparatos electrónicos. Tales dispositivos afectan el descanso y desarrollo de los menores porque generan bloqueos de energía.

Los objetos dentro de este grupo que están prohibidos son los televisores, videojuegos, tabletas, teléfonos inteligentes, proyectores, computadoras, aparatos de sonidos, entre otros similares.

Es crucial cumplir esta regla del feng shui, pero se pueden hacer excepciones con los monitores de bebé, luces noche o lámparas reflejo, pero procure que solo funcionen cuando sea imperioso.

Las camas debajo de las ventanas

Otra regla esencial del feng shui que se debe cumplir en la decoración del dormitorio de los niños es el sitio de la cama. No se debe ubicar nunca frente a las puertas, pasillos o cerca del baño.

La razón es que estos límenes espaciales que causan un flujo de energía inconsistente. Tampoco debe colocarse bajo las ventanas debido a que el aire desestabiliza la energía del descanso.

De igual forma, si el cuarto de tu niño tiene techo inclinados o viga de construcciones, procure que nunca queden sobre la cama porque desata un bloqueo energético hasta que se cambie de lugar.

Los muebles encima la cama

Aunque las estanterías y otros muebles ayudan a ahorrar espacio en lugares pequeños, el feng shui enseña que este tipo de objetos sobre las camas de los niños provocan energía negativa o sha-chi.

La razón es que cualquier cosa que se ponga sobre los menores y su espacio para descansar representa un peso que no deben cargar; además, en temas de seguridad, es una amenaza.

Por eso, evítalas a toda costa. Lo que sí debes es intentar que su espacio esté limpio, iluminado correctamente, ordenado y libre de cualquier mala vibra para garantizar comodidad y descanso.

Tags

Lo Último