Series & chill

Así de escandalosa fue el ‘Tampongate’, la íntima conversación entre Carlos III y Camila Parker

En 1993 una llamada ente los ahora reyes de Inglaterra hizo temblar a la realeza por sus palabras subidas de tono.

Rey Carlos III / Camila Parker

El Rey Carlos III y Camila Parker han sido una de las parejas más criticadas y cuestionadas a lo largo de los años y aunque ellos lograron sellar su amor al llegar al altar, lo cierto es que la relación sigue sin ser aprobada por muchos seguidores de la realeza británica en especial quienes apoyaban a Lady Di.

A la pareja no se le perdona que hayan tenido un romance cuando el entonces príncipe Carlos estaba casado con Lady Di, situación que arrastró a Diana a vivir un infierno producto de su abandono y el acoso de la prensa.

Uno de los momentos más recordados y escandalosos para Carlos y Camila ha sido el llamado ‘Tampongate’, el nombre que recibió como forma de burla una conversación que la pareja protagonizó en 1993 la cual fue filtrada causando un verdadero escándalo en el Palacio Buckingham.

Esto le dijo Carlos a Camila Parker en su llamada más polémica

Aunque han pasado tres décadas de aquella conversación que hizo tambalear a Inglaterra y en especial a la corona, sigue siendo recordada por los detractores del Rey Carlos III y Camila Parker, al ser uno de los momentos más vergonzosos para ambos.

“La grabación la realizó un radioafcionado desconocido. Tras identificar correctamente las voces se la vendió al Daily Mirror. El periódico decidió no publicarlo por el daño que podría causarse a la pareja real, pero ahora que están oficialmente separados se siente libre de publicarlo. Creo que debemos prepararnos”, se puede ver en The Crown tras la llamada que presuntamente recibe el secretario de Carlos en aquel momento.

La serie se encargó de retomar aquella vergonzosa escena y exponer cada palabra que el rey y Camila se comentaban de manera íntima.

Dominic West y Olivia Williams recrean la llamada telefónica entre los ahora reyes la cual fue grabada de manera ilegal en 1989, y que años más tarde colmón las protadas de los distintos medios de comunicacón como el “Camillagate” y “Tampongate”.

“Dios, quiero tantearte entera, de arriba a abajo”, se escucha de manera literal a West recrear el papel de Carlos. “Dios, desearía vivir dentro de tus pantalones, así sería mucho más fácil”, agregó.

Ante sus palabras Williams, que interpreta a Camila, responde entre risas con un “¿En qué te vas a convertir? ¿En unas bragas?”. 

El momento más humillante para el hijo de la Reina Isabel II fue cuando bromeó al expresar “O, Dios no lo quiera, en un Tampax. ¡Qué suerte la mía!”, palabras que lo llevaron a ser la burla internacional.

Tags

Lo Último