Series & chill

La reina Letizia posa sonriente junto su suegra pero las llaman falsas por este detalle

Aseguran que ambas fingían frente a las cámaras.

Las reinas no logran mejorar su relación.

Para nadie es un secreto la tensión que irradian la reina Letizia y la emérita Sofía en cada una de sus apariciones juntas; y aunque se presumía que no compartirían la recepción de los reyes a la sociedad Balear en el Palacio de Marivent, finalmente se les pudo ver posando sin mayor inconveniente.

Son muchos los momentos incómodos que las monarcas han protagonizado a lo largo de los años, los cuales en su mayoría son desplantes de Letizia con su suegra, lo que remarca su mala relación y cómo la actual reina busca comandar sin la sombra de la madre de su esposo.

En medio de las peleas el Rey Felipe VI ha intentado ser el muro de contención entre ambas mujeres y aunque en su último encuentro lucieron sonrientes, internautas aseguran que solo fingían.

Las fotos de la reina Letizia y Sofía juntas que no convencen

Los reyes celebran los 50 años del palacio como la residencia veraniega predilecta de la Corona española y como de costumbre estuvieron presente el Rey Felipe VI, la reina Letizia y la emérita. Según el portal El cierre digital las mujeres solo fingieron ante las cámaras.

“Hubo una breve conversación entre la reina Letizia y doña Sofía. Más ficción que realidad ante las cámaras. A la Emérita se la vio siempre sin sonreír. Triste. La única vez que sonrió fue cuando la saludó el cocinero, estrella Michelín, Koldo Royo. Las dos, ante las cámaras, se mostraron amables, pero la realidad es que entre ambas hay frialdad, y en la Emérita mucha tristeza”, resaltaron.

Según otras fuentes que estuvieron presentes en el gran evento, Sofía lució “mayor y triste”.

Ambas incluso combinaron sus looks con prendas bohemias, pero muchos consideran que su postura fue solo una farsa para evitar las constantes exposiciones que han tenido, pues han sido distintos os impasses que han vivido ante el choque de personalidades que manejan.

Para la ocasión la emérita deslumbró con un mono camisero de estampado de animal en tonos beige combinados con unos cómodos salones negros a juego con un bolso de mano, mientras que su nuera apostó por un vestido boho blanco con estampados azules de la marca Desigual, una empresa española con sede en Barcelona, junto con sus tradicionales alpargatas.

Tags

Lo Último